lunes, 6 de mayo de 2013

Reportaje: El último asesinato de La Santa Inquisición

Se descubre a Cayetano Ripoll, el ultimo asesinado por La Santa Inquisición

  Cayetano Ripoll
   Cayetano Ripoll había luchado contra los franceses en la Guerra de la Independencia; fue hecho prisionero y llevado a Francia donde por su relación con un grupo de cuáqueros franceses que le acogieron se convirtió al deísmo. A su vuelta a España lo denunciaron por no llevar a sus alumnos a misa y por sustituir la frase "Ave María" por "Las alabanzas pertenecen a Dios" en las oraciones del colegio.
   En 1824 fue arrestado, encarcelado y juzgado, y tras una espera de dos años, fue condenado a la horca. La hoguera era sólo simbólica: se colocó bajo la horca un barril con llamas pintadas; pero la horca sí era real y, víctima del arzobispo de Valencia, el manchego Simón López García, murió el 31 de julio de 1826. Sus restos fueron introducidos en dicho barril y quemados en el antiguo Cremador de la Inquisició (crematorio de la Inquisición)
   El 15 de julio de 1834 se publicó un decreto por el que se suprimía definitivamente el Tribunal de la Santa Inquisición y se destinaban todas sus propiedades a la extinción de la deuda pública y al justo pago de los salarios de los antiguos funcionarios. A partir de esta fecha dejó de existir la Inquisición en España.

Fuente: Wikipedia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada